Trasplante de barba

El trasplante de barba es una técnica con unos resultados excelentes y la cual se pude apreciar rápidamente.

Las particularidades de este tipo de pelos son que el folículo piloso sólo está compuesto por un pelo y cada uno de ellos crecen de manera aislada; pero el trasplante de bigote y barba es muy similar a otros injertos capilares, pues se selecciona el pelo de la nuca y se implanta en la barba, con la peculiaridad de que los pelos seleccionados tienen que ser más densos para que se parezca al pelo natural de la barba original. Aunque los pelos de la nuca y de la barba no son del mismo calibre si se establecen en el ángulo y la dirección correctos el resultado queda de manera muy natural.

Una vez injertados los pelos de la barba, estos se caen y a los tres meses aproximadamente vuelven a aparecer conforme el ciclo natural del pelo, pudiendo hacer lo que quieras con ellos, desde afeitarlos hasta recortarlos.

Asimismo, el método no es doloroso, ya que se realiza con una pequeña cantidad de anestesia local y al día siguiente el paciente se encontrará totalmente recuperado.